Canalízame

No conforme con ser una estrella actoral, Robert Redford no sólo supo desde el vamos ampliar su universo dirigiendo sus propias películas, sino que también se convirtió en una suerte de mecenas del cine independiente mundial con la creación del Festival de Sundance, tres décadas atrás. A partir de este mes y a sus 77 años, expande su influencia a América Latina con el desembarco televisivo del Sundance Channel (canal 513, DirectTV).
Redford, en la presentación de All is lost, su última película.

Entrevista incluida en HC 140.

 

Vivimos unos tiempos muy complicados de crisis. ¿Cómo es hacer cine independiente en estos momentos? ¿Cuán sencillo o difícil es?

 

En muchas ocasiones, estos tiempos se deben a que hay un problema que se ha dilatado demasiado en el tiempo. Esto significa que lo que hay que hacer es algo nuevo, y ahí es donde entra el cine independiente porque lo que hace es ofrecer nuevas opciones. Te permite conocer todo tipo de películas y salir un poco de lo que es el cine convencional y la corriente principal. La diversidad de las películas independientes puede generar más interés.

 

¿Cuál es la filosofía del Sundance Channel? ¿Sigue la misma que la del festival de cine?

 

El canal tiene la misma misión que la del Instituto Sundance, organismo creador del festival de cine. Su intención es crear oportunidades para nuevos artistas y nuevas voces, sobre todo las que son más independientes. Se trata de dar más posibilidades a aquellas personas que no las tendrían de otro modo, esa es la misión del Festival. Como solamente dura diez días y no podíamos dar voz a todos ellos, decidimos llevarlo a un público más amplio y de ahí surgió el canal Sundance Channel, para extenderlo a otros países y también a América Latina.

 

En un momento en que la televisión y el cine van de la mano y muchos grandes actores como Meryl Streep, Dustin Hoffman o Glenn Close  han hecho televisión: ¿Por qué decidió centrar su carrera en el cine sobre todo en estos últimos años? ¿Por qué sus mejores proyectos siguen estando en cine y no en televisión?

 

Es una pregunta muy buena, que no sé si voy a poder contestar. Creo que la televisión, sobre todo en los Estados Unidos, produce ahora mismo más talento (más guionistas, más actores y más directores) y que es, además, un medio mucho más sano. El cine comercial, lo que está haciendo actualmente es tener una visión más limitada, se centra en los efectos especiales y son películas muy caras de producir. Con ese dinero se está tratando de crear imágenes muy poderosas, lo cual está muy bien. Pero cuando se trata de narrar, creo que obtenemos mayores satisfacciones acudiendo al cine y la televisión independientes, son dos tipos de canales que se unen muy bien entre sí. Por eso decidí crear Sundance Channel, porque creo en ambos canales y gracias a la televisión se puede llegar a más público y atraerlo, y también para que más gente pueda tener opciones diferentes.

De cualquier modo, creo que no he respondido del todo aún a su pregunta. Al inicio de mi carrera profesional empecé haciendo teatro en Nueva York y luego pasé a hacer televisión, que fue la época final de lo que se llamaba la televisión en directo. Estuve tres años en televisión y después me pasé al cine. En ese momento estaba muy satisfecho porque en primer lugar la pantalla era muy grande, algo que me resultaba muy atractivo. También había más tiempo, era una experiencia nueva para mí y me quedé ahí. Pero hay que recordar que yo en el fondo no he rodado tantas películas como otros actores, que hacían una tras otra sin parar. Por eso quizás, me he quedado con el cine en vez de con la televisión.

 

¿Qué puede contarnos acerca de su nuevo proyecto, la película rodada en México con un sólo actor? Quizás estemos ante la experiencia más radical en términos independientes que ha realizado en su carrera como actor.

 

Es cierto, es un proyecto muy radical y valiente. La película se llama All is Lost y es la historia de un hombre que navega sólo por el mundo y se pierde en una tormenta en el Océano Índico. La película narra en detalle y de manera muy minuciosa todo lo que hace por sobrevivir y es interesante, porque además es una película sin diálogo. El protagonista es el único actor. Se presentará en el próximo Festival de Cannes pero no se sabe aun cuando se estrenará. Se rodó en la misma locación que James Cameron rodó Titanic, para poder crear todo ese efecto de olas, viento y lluvia. Ha sido desde luego un proyecto difícil pero a la vez fascinante.

 

¿Siente usted que todo el trabajo en el Instituto Sundance, en el Festival de Sundance y el canal Sundance Channel, está dando sus frutos? ¿Ha visto su influencia reflejada en la industria?

 

Por supuesto. Al principio no sabía si lo que estaba haciendo resultaría satisfactorio o no para el público final, no cabe duda de que se trataba de asumir un riesgo. Era un proyecto arriesgado, tanto el Festival como pasar después a la televisión, porque no sabes cómo va a responder el público con este tipo de películas y contenido independiente. Pero adquirí este compromiso y realmente valió la pena. Lo que podemos ver tras varios años es que finalmente el canal estará en América Latina, y eso no hubiera sido posible sin el éxito obtenido tanto en Estados Unidos como en otros países. Siempre se asumen riesgos, pero la idea que mueve también este concepto es que vas a presentar este proyecto a personas de otras culturas y que tienen otra manera de ver las cosas. Sundance Channel es desde luego un canal que emite películas que tienen un contenido global, ya que no sólo se emiten aquellas que han accedido al Festival de Cine de Sundance y otros festivales sino también otro tipo de películas de todas las partes del mundo. De ahí su naturaleza global, y una de las muestras de que ha tenido éxito es estar aquí.

 

  

Antes comentaba que Hollywood tiene una visión muy limitada del cine, básicamente de efectos especiales y grandes presupuestos. ¿Cuáles son las críticas que podría realizar acerca del cine de Hollywood más allá de las planteadas?

 

No pretendía tampoco realizar ninguna crítica hacia el cine de Hollywood. Simplemente comentar que sí, que es cierto que se graban películas de mayor presupuesto donde se utiliza más tecnología, efectos especiales, más acción, explosiones, etc. Se pueden hacer muchas cosas, manipularlas y retocarlas con el dinero que se está invirtiendo en ellas. Estamos hablando de películas con presupuestos entre 70 y 150 millones de dólares, lo cual no supone ningún problema porque forma parte del cine. Lo que ocurre es que a mí me gusta más la parte humanista del cine, la parte que narra la vida de las personas. El cine independiente no va en contra del cine de Hollywood, pero sí es distinto. Son películas que se ruedan con menos de un millón de dólares de presupuesto en vez de con 150 millones. Otras en cambio pueden grabarse con presupuestos entre 20 millones de dólares y 3 o 4 millones, simplemente como comparativa de cifras. No tengo ningún tipo de problema con este hecho ya que el cine por suerte es una categoría muy amplia. Personalmente, me quedo con el cine independiente.

 

También hablamos sobre su trayectoria en televisión y de que ahora la televisión tiene más posibilidades. Si pudiera elegir una serie actual en la que actuar, dirigir o producir, ¿cuál sería?

 

¿Actuales? Hay muchas, aunque probablemente me quedaría con producciones que se hacen directamente desde la casa de Sundance Channel que es AMC, como Hell on Wheels o Mad Men. Eso sería genial, ciertamente me gustaría mucho.

 

¿Cuál cree que ha sido el proyecto más importante que ha llevado a cabo a lo largo de toda su vida?

 

Diría que tres cosas. En primer lugar, tener a mis hijos, a mi familia, de la cual me siento sumamente orgulloso. En segundo lugar, haberme labrado una carrera profesional, ya que además tardé bastante tiempo en centrarme. Hice muchos proyectos, unos más y otros menos interesantes, y finalmente actuando encontré mi centro de interés, fue lo que me centró en mi vida. Y en tercer lugar, considero que tengo la suerte de tener la suficiente independencia como para sentir que tengo libertad para crear.

 

 

Viendo la gran demanda actual de contenido online. ¿Ha pensado en lanzar alguna plataforma como Sundance Channel a través de Internet como Net Wish o similar?

 

Creo que es mejor centrase sólo en una cosa. Por supuesto que esto es parte del futuro, tanto Internet como estar online, pero ahora mismo estoy centrado en ver Sundance Channel salir de Estados Unidos y compartirlo con otras culturas, lo cual me parece una aventura fascinante. No obstante, no cabe duda que hay que pensar en el futuro, aunque ahora mismo disfruto de lo que hago.