"I Know This Much is True": Hablamos con Mark Ruffalo

En esta entrevista exclusiva de Haciendo Cine, el actor nos cuenta detalles de la miniserie que va los domingos a las 22 por HBO.

Mark Ruffalo protagoniza I know this much is true encarnando a los gemelos Dominick y Thomas. Basada en una popular novela norteamericana, la miniseries se plantea como una saga familiar épica que explora la identidad estadounidense siguiendo las vidas paralelas de los hermanos gemelos Dominick y Thomas Birdsey a lo largo de la segunda mitad del siglo XX

 “Tenía miedo de interpretar a los gemelos. Había perdido la confianza como actor, como hombre, y la miniserie se estaba haciendo realidad y cada vez estaba más temeroso de hacerla”, dice Ruffalo sobre el difícil doble rol. Y continúa “no podría haber tenido un mejor compañero para esto que Derek Cianfrance. Él es alguien que quiere esa vulnerabilidad y me dijo: ¿te sentís así? Traé lo que estés experimentando a nuestro trabajo y lo filmamos. Y eso es básicamente lo que sucedió todos los días. Yo le decía: estoy asustado, y él decía: 'sí, Thomas está asustado', y yo decía 'no sé lo que estoy haciendo', y él decía que sí, "Dominick no sabe lo que está haciendo". Tiene buen ojo para guiarte y de eso no podés caer: sos la montaña, no la estás escalando, de repente te convertís en ella”.

¿Conocías el libro?

No, pero el novelista y yo teníamos el mismo agente. Cuando los derechos del libro estuvieron disponibles, él le pregunto si creía que yo me animaría a hacer algo con él. Obviamente que dije que sí, pero aun no lo había leído, me tomé una semana para hacerlo y pensé que iba a ser un gran programa aún sin saber qué hacer con el material, aunque estaba seguro que era mejor el formato de serie que una película. Despues pensé en Derek Cianfrance y a él le encantó la idea. Estuvimos durante un tiempo recorriendo productoras y principalmente Margaret Ruley me empujó a que la produjera yo, “hace años que hace esto, desarrollas materiales, colaboras, tenes que ser vos quien la lleve adelante, y así fue.

¿Cómo te relacionaste con la historia?

Soy descendiente de inmigrantes italianos, armaron una nueva vida aquí. Mi abuelo comenzó con un negocio de pintar casas, era de la clase obrera que llegó aquí y dejaron de lado su herencia italiana para empezar de nuevo. La familia lo era todo para él. Así crecimos. Y creo que nadie cuenta este tipo de historias, por eso asumí el riesgo de interpreter a los gemelos.

¿Fue complicado interpretarlos?

Fue como estar en un limbo. Terminé de rodar la parte de uno y aun tenía otro viaje para hacer y si bien el equipo pudo descansar un tiempo, yo no, porque en mi descanso tuve que comer y comer para encarnar al otro hermano. Derek me llamaba y me preguntaba ¿estás comiendo? Y yo le decía que sí y que creía que a mi edad no era una buena idea.

¿Al finalizar el viaje sentís que pudiste interpretar correctamente los roles?

Lo que sé es que hice algo completamente diferente a lo que venía haciendo y sé que dejé todo en el proceso. Muchas veces actuamos pero desde la zona de comfort, pero acá me corrí totalmente de ese espacio.

¿Qué te dijo el autor cuando vio la serie?

No estaba con él, sé que se río y que dijo “esto es de ustedes”. Podria haber dicho “saquen mi nombre de esta basura” pero no, por suerte. Me escribió un hermoso mail contándome las cosas que le gustaron y los cambios que sabe que se hicieron para que se transformara en un programa de TV.

Antes hablabas de la familia ¿cómo crees que llegará en este particular momento que vivimos?

Los grandes dramas siempre están basados en la familia. No hay otro lugar en donde uno esté tan expuesto, vulnerable, te conocen, es un lugar donde uno tiene el desafío de saber cómo es el comportamiento humano. Creo que este es un momento clave. La familia y el resto del mundo está en peligro. Y donde estamos? Con nuestras familias. Por eso es aun más relevante.