Series: Hablamos con los protagonistas de "Avenue 5"

La nueva serie de HBO creada por Armando Iannucci (Veep) “Avenue 5” es una fábula satírica de ciencia ficción que reflexiona sobre el hombre a partir de los vínculos y situaciones que se darán en la nave que da nombre al programa.

Haciendo Cine pudo dialogar con Suzy Nakamura, Iris en la serie, y Josh Gad (Herman) para conocer más de este programa, protagonizado por Hugh Laurie y que promete mucho.

¿Qué les atrajo de Avenue 5?

Gad: En un momento en que sientes que has visto y escuchado todo, Avenue 5 es absolutamente única. Para mí fue la oportunidad de trabajar con uno de los mejores satíricos vivos, Iannucci, y es un regalo tan grande interpretar un personaje tan loco pero parado en la realidad como Herman, que representa al empresario del siglo XXI. Hay algo muy atractivo en satirizar ese tipo de arquetipo: que puedes encontrarlo en Elizabeth Holmes o Billy McFarland del festival Fyre, en este momento.

Nakamura: Todos en la comedia dirían que sí a Armando Iannucci. Me atrajo Iris porque nunca antes había visto a alguien como ella en la televisión y estaba ansiosa por ser parte de esto. Es un tipo diferente de sitcom, va al siguiente nivel configurándolo en el espacio.

¿Cómo es trabajar con Iannucci?

Gad: No sabía con qué me iba a encontrar. Lo que esperaba era una clase magistral absoluta en comedia y obtuve eso, y mucho más. Hay que tener altas las expectativas para un hombre como Armando que no solo creó uno de los mejores programas de televisión de todos los tiempos (Veep) sino una de las sátiras cinematográficas más brillantes y divertidas de la década en La muerte de Stalin. Creo que tiene esa extraña habilidad para mirar debajo de las alfombras como nadie y encontrar ciertas verdades sobre la humanidad que otros no necesariamente ven. Por lo general, en la televisión o en el cine no existe la oportunidad de tener ensayos, y acá no solo lo tuvimos, sino que además fue un proceso de ensayo tan increíblemente vinculado al desarrollo de la serie que es diferente a todo lo que he participado.

Nakamura: Tuve el honor de ser parte de ese proceso que menciona Gad. Es realmente colaborativo. Por lo general, los actores somos los últimos. “Aquí está tu guión” y luego estás en el set y luego dices las palabras. Acá, el proceso de ensayo realmente agilizó el resto del cronograma de rodaje porque cualquier problema se resolvió cuando llegamos al set. A nivel personal, Armando es una presencia tan tranquila. Él es muy capaz y le pones toda tu confianza. Él es siempre el optimista. Es como un Yoda de la comedia. No le digas que dije eso, eso no suena como un cumplido. Pero es un maestro Jedi. Solo suma a la experiencia, nunca te quita nada.

¿Y qué diferencias encuentran de sus otros programas?

Gad: Cuando comenzamos, dijo: "quiero que todos sepan que no estamos haciendo ciencia ficción". En esencia, es un programa sobre la humanidad en una burbuja, sobre el colapso de las estructuras sociales, el colapso del sistema de clases, el colapso de la burocracia y, en cierta medida, del gobierno. Lo que es tan brillante de esto es que no está satirizando el futuro, está satirizando el presente a través de la lente del futuro. Creo que es una manera fascinante de ver los eventos actuales sin ir al pozo, al que creo que muchas personas tienden a ir para lograr la sátira, especialmente en un momento como ahora, cuando los eventos se están desarrollando.

 

Nakamura: No vamos a evitar las comparaciones con Veep o las comparaciones con otros programas espaciales, pero nuestro programa es excepcionalmente diferente y creo que una vez que superemos esas comparaciones, la gente verá lo que Armando ha creado aquí. Es realmente emocionante.

¿Qué pueden contar sobre sus personajes?

Gad: Herman Judd es un reflejo de los muchos empresarios del siglo XX que quieren vender un producto antes de que realmente hayan creado un producto digno de venta. Es alguien que usa pantalones de niños grandes probablemente antes de estar listo para ellos; alguien que definitivamente se ha beneficiado de chupar bien las tetas de la familia y es alguien que no está muy bien bajo estrés. Creo que realmente es un homenaje al arquetipo de Billy McFarland. Es co-dependiente y necesita a alguien como Iris para corregir sus errores. Elizabeth Holmes tenía estos cuellos de tortuga diseñados por el mismo tipo que creó los cuellos de tortuga de Steve Job. El hecho de que Herman tenga cabello basado en Richard Branson te dice todo lo que necesitas saber sobre él. El es un fraude. Él está tratando de ser algo que no es.

Nakamura: Iris es fanática del control, me gusta que sea tan perfeccionista, que la gente pueda confundirla con un robot. Y para Iris, tal vez eso sea incluso un cumplido. Constantemente apaga incendios pequeños que Herman ha creado y está a punto de enfrentarse al incendio más grande que haya visto. Lo que me fascina como actriz, pero también en la vida, es cuando se saca a las personas de su zona de confort. Tomaría mucho sacar a Iris de su zona de confort, pero lo que sucede en Avenue 5 es suficiente para hacerlo.

¿Tuvieron alguna preparación particular para el rol?

Gad: Está un poco basado en mi madre, que fue muy divertida pero muy seca y directa. Recuerdo que la primera vez que intenté maldecir, le dije a mi hermano: "¡Relájate!" Y mi madre dijo: '¡Hola!. Hablé con algunos gerentes y solo les pregunté: ¿Cuál es su peor pesadilla? Son las personas que no tienen el poder de decir sí, solo el poder de decir que no. Y eso fue fascinante para mí. Tuve que humanizar a alguien así porque los culpamos mucho por decirnos que no.

Nakamura: Vi y leí muchos libros sobre impostores, pero también sobre historias de éxito como Elon Musk y, en cierta medida, Donald Trump, quien es su propia versión de una historia de éxito. Me fascinó lo que significan la riqueza moderna, el poder moderno y el conocimiento moderno de los negocios y cómo alguien que no es necesariamente la bombilla más brillante de la caja puede convertirse en una de las personas más ricas y exitosas del mundo. Realmente manejé una gran cantidad de contenido que me ayudó a comprender ese tipo de personalidad.

¿Cuál fue tu escena favorita?

Gad: Muchas. Gran parte del éxito de un proyecto de Armando Iannucci son las bromas y hemos sido bendecidos de tener ese ritmo y las bromas por las que es tan conocido. Suzy es genial con bromas y frases es el signo de exclamación de mi punto y coma. Hay algunas escenas a medida que avanza la serie que, sin spoilear estabamos locos por rodarlas. No puedo esperar a que el público la vea. Es como una comedia que se abre en el acto tres del Titanic. Hay muchos choques inesperados en este programa. Es como Breaking Bad en el espacio.

Nakamura: ¡Pero mucha más divertida! No sabíamos a dónde iba la serie. Leíamos cada guión antes de cada episodio y nos sorprendíamos. No teníamos todo el arco de la serie cuando comenzamos y había una espontaneidad hermosa en no saber. Pero tampoco sé si Armando lo sabía. Probablemente lo hizo, ¡simplemente no nos estaba diciendolo! Cuando terminamos, pensé, 'oh, Dios mío'.